sábado, 23 de junio de 2012

SEGUNDO PARCIAL DE GEOGRAFIA URBANA 2012. ESPACIOS PERIURBANOS : SITUACIÓN PROBLEMÁTICA


Para abordar el segundo parcial, trabajaremos con la resolución de una situación problemática a partir de un juego de roles. La siguiente es la situación ficticia:

Un ambicioso proyecto inmobiliario se proyecta en la zona sur de la ciudad de Mar del Plata  sobre una extensión de 186 hectáreas, en las se levantarán cuatro nuevos barrios cerrados, aunque el mismo beneficiará a una zona de más de 400 hectáreas, en las denominadas comunidades del sur, que se extienden en unos 25 Km desde San Jacinto hasta San Eduardo del Mar y otros 10 Km desde la costa hasta el camino viejo que une Mar del Plata con Miramar, perteneciendo desde el punto de vista político, al barrio “Parque Independencia“. Una zona que está atravesada por la pobreza y la marginación.
El proyecto de ordenanza que ingresó anteayer al Concejo Municipal con las firmas del intendente, la Secretaría de Planeamiento y el titular de Gobierno, contempla las normas urbanísticas para el área, las obligaciones del urbanizador –entre ellas y junto al municipio, el reordenamiento del mencionado asentamiento irregular, las etapas del plan de urbanización y la supresión, creación y modificación de trazados viales en el sector.
Entre otros aspectos se contempla el trazado de la ansiada red provisión de agua potable y la donación de 19 hectáreas para un futuro parque. También se prevé que los propietarios e inversores asociados en el denominado Fideicomiso del Mar, cuya fiduciaria es Proyectos Urbanos SA, junto con el emprendimiento realizasen diversas obras para beneficio de la zona, entre las que se cuentan una escuela, un centro de atención primaria de salud, un centro comunitario e instalaciones para la asamblea vecinal.
En el mensaje del Departamento Ejecutivo se precisa que “los beneficios de la operación, por imposición del plan, exceden ampliamente el sector perteneciente al urbanizador privado para abarcar un territorio que hoy presenta grandes carencias y demanda una readecuación normativa que ordene su transformación”.
El Plan Especial Parque Habitacional “Del Sur” como se denomina al proyecto de ordenanza, establece los indicadores urbanísticos, los trazados estructurales y secundarios, los espacios públicos y las áreas de reserva paisajística ambiental
Se destaca en el mensaje que “es ésta una experiencia piloto de concertación público-privada, cuyo desarrollo invierte los procesos tradicionalmente utilizados en materia de urbanización: normalmente es el urbanizador quien presenta un proyecto y el municipio lo aprueba conforme a las normas vigentes”.
Desde la Secretaría de Planeamiento consideran que tal mecanismo “ha evidenciado en operaciones de gran escala enormes deficiencias, ya que el cumplimiento de la norma no ha sido suficiente garantía del desarrollo de un buen proyecto”.
Con relación al futuro emprendimiento, para el cual ya existen los inversores y sólo falta la aprobación de los ediles, la propuesta consigna entre los beneficios “la unificación lograda del suelo, con la intervención de 15 propietarios privados sumados a inversores, en su mayor parte locales, a través del Fideicomiso Proyectos Urbanísticos SA” con lo que se obtiene un mayor aprovechamiento desde el punto de vista público y también privado. Se remarca que “la concentración lograda en la donación del suelo para espacio público sobre los márgenes del arroyo posibilita proyectar un parque como importante reserva ambiental, que adquiere dimensión y carácter regional”.
En igual sentido, precisa el equipamiento social, entre ellos la escuela y el centro de salud y la incorporación de un nuevo centro comercial. También se destaca en el mensaje “…el desarrollo de obras en el sector y en el eje sur de la ciudad que exceden las exigencias de la ordenanza de urbanización y subdivisión del suelo, “pero que igualmente asume a su cargo el urbanizador, como mecanismo de compensación derivado de los beneficios que reportan los cambios normativos…”.
Por otra parte, vale subrayar que se integra un plan de vivienda que abarca unidades individuales, colectivas y sociales. Precisamente en el anteproyecto se especifica que “con la implementación del proyecto se favorecerá la integración social mediante el desarrollo de distintos programas de vivienda para sectores de altos, medios y bajos recursos que convivirán en el mismo espacio territorial y con diferentes ofertas y tipologías de vivienda, de baja, media y alta densidad”.
Entre la infraestructura de servicios prevista se ejecutarán redes de desagües pluviales y cloacales, de provisión de gas natural y de distribución domiciliaria de agua potable que “…posibilitarán la conexión a las troncales de barrios cercanos…”.
Sin embargo, no basta la aprobación del Concejo Deliberante para la consecución del proyecto, sino que debe ser tratado y avalado en audiencia pública


BAJAR CONSIGNAS